Pilates

Cómo encontrar la posición neutral de la columna

Saber cómo encontrar la posición neutra de la columna es fundamental para realizar correctamente muchos ejercicios de Pilates. 1  Hacer este ajuste sutil pero poderoso durante su práctica puede ayudar a prevenir lesiones y aumentar el rendimiento general.

Visión general

La columna vertebral neutra es la posición natural de la columna cuando las tres curvas de la columna: cervical (cuello), torácica (media) y lumbar (inferior), están presentes y en buena alineación. Esta es la posición más fuerte para la columna cuando estamos de pie o sentados, ya que permite que nuestro cuerpo se mueva de la forma más natural.

Encontrar alineación

Utilice el siguiente ejercicio para ayudarle a encontrar la posición neutra de su columna.

Mire ahora: Cómo encontrar la posición neutral de su columna

  1. Posición básica . Acuéstese boca arriba con las rodillas dobladas y los pies apoyados en el suelo. Asegúrese de que sus piernas estén paralelas, con los talones, los dedos de los pies, las rodillas y las caderas en una línea. Deje que sus brazos descansen a los lados.
  2. Derretirse en el suelo. Relaje su cuerpo, incluidos los hombros, el cuello y la mandíbula. Deje que su espalda descanse en el suelo, sin esfuerzo. Su caja torácica se deja caer y las costillas inferiores también se sueltan en el piso.
  3. Respire hondo . Lleve su respiración hasta el final de su cuerpo, permitiendo que se mueva hacia su espalda y los lados de su caja torácica, y hasta la pelvis.
  4. Inclinación pélvica . Exhala y usa tus abdominales para presionar la parte inferior de la columna contra el piso en una contracción pélvica. 2  Inhala para liberar. Exhala y tira de la parte inferior de la columna hacia arriba, alejándola del suelo, creando una inclinación pélvica. Inhala para liberar.

Una de las características del ejercicio Pilates  es que no utilizamos el exceso de energía o tensión. Tener una alineación adecuada y una posición neutral de la columna puede garantizar que se libere la tensión y no se ejerza el exceso de energía. 3

Asegúrese de que, mientras hace este ejercicio, sus hombros, cuello y piernas estén relajados y no se involucren en el movimiento.

Consejos

Muchas personas tienen habitualmente la columna vertebral en una de dos posiciones: doblada o inclinada. Para estar en una columna neutra, debes estar entre estas posiciones, con los abdominales inferiores planos y solo una ligera curva natural de la columna inferior del suelo.

Puede utilizar la siguiente práctica de imágenes para ayudar a establecer una columna neutral.

Colocación pélvica equilibrada. Imagina que hay una taza de agua en la parte inferior de tu abdomen, solo un par de pulgadas debajo de tu ombligo. Permita que sus músculos abdominales caigan hacia su columna vertebral, haciendo que su vientre sea más plano. Sin embargo, recuerde que no quiere que el agua se derrame, por lo que su pelvis no puede inclinarse hacia adelante o doblarse hacia abajo.

Escaneo corporal. Una vez que esté relajado con su cuerpo en una alineación equilibrada en el piso, permita que su respiración sea profunda y completa, y que sus abdominales caigan hacia el piso. Sin embargo, las curvas naturales del cuello y la columna lumbar (inferior) deben estar alejadas del suelo. Asegúrese de que la parte inferior de la columna no esté presionada contra el piso, ya que eso indicaría una inclinación pélvica.

Durante el ejercicio

Una vez que haya logrado una columna neutral, el gran truco es mantener esta posición de la columna mientras comienza sus movimientos y cambia de posición a lo largo de su práctica.

Comience levantando la pierna derecha y colocándola hacia abajo sin dejar que sus caderas se muevan. Luego repite el movimiento con la pierna izquierda. Involucre los músculos abdominales para ayudar a estabilizar la pelvis, asegurándose de que no se mueva y manteniendo la columna neutra. Repite este proceso con cada pierna.

Una vez que puedas levantar cada pierna con facilidad, ponte a prueba con ambas piernas. Exhala profundamente y levanta las piernas mientras mantienes estable el núcleo y la pelvis. Luego, bájalas de nuevo. A medida que realiza esta progresión, es posible que desee liberar los abdominales y dejar que la espalda se arquee. Esto lo llevará a su pliegue e inclinación y lo alejará de la posición neutral de la columna.

Si tiene dificultades para hacer esta progresión al principio, siga practicando hasta que pueda mantener la columna neutral en todo momento. Una vez que esta progresión básica se sienta fácil de hacer, puede intentar pasar a progresiones y posiciones adicionales.

Author Image
Jett Kolio

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *